Inicio | Noticias | Tecnología y gestión: nuevos paradigmas en salud
Tecnología y gestión: nuevos paradigmas en salud
Noticia, 

Tecnología y gestión: nuevos paradigmas en salud

Empresas

Según un informe de Mercer de 2019, el gasto sanitario está por encima del 3,2% de la inflación a nivel mundial y en un 1,8% en España.

España es el país más envejecido de Europa, según datos del INE, con una prevalencia de enfermos crónicos superior al  80% en mayores de 65 a que suponen más del 70% del gasto sanitario.  Por otro lado, la tasa de dependencia tendrá un incremento sostenido, llegando al 57,3% en 2021*.

El sistema sanitario actual, está diseñado para la atención de agudos no adaptándose a las necesidades de una población de crónicos. Por otro lado, el crecimiento de la actividad se ha producido –tradicionalmente- aumentando la contratación de personal sanitario (cada vez más escaso y con elevados porcentajes de temporalidad).

Los datos hablan: el sistema actual no es sostenible. Se impone un cambio en el modelo que introduzca cambios  de gestión, potenciar las sinergias entre el sector  público y privado y apostar por la transformación digital global del sistema.

Según el último informe de la Fundación IDIS (2018) , el gasto sanitario en España supone el 9,2% del PIB, representando el gasto privado el 30,2% del total. La actividad del sector asegurador se ha incrementado tanto en número de primas como de asegurados (8,2 millones en 2017) contribuyendo a la descarga y ahorro del sistema público; se estima que ahorra hasta 1.203 euros  por persona al año.

Por otro lado, las TIC (Tecnologías de la Información y la Comunicación) serán uno de los motores de la transformación. El paciente debe ser el centro del sistema, existiendo dos perfiles predominantes: a) paciente informado, demandante de una atención de forma multicanal e inmediata y preocupado por aspectos de prevención; b) paciente crónico, dependiente y con una capacidad de acceso a los servicios sanitarios reducida.

Es fundamental el empoderamiento del paciente, así como, dotar al profesional de una mayor capacidad de resolución, mejorando la calidad y seguridad de la asistencia.

Actualmente, existen múltiples iniciativas de digitalización con distinto grado de implantación en las instituciones (m-Health, telemedicina, big data, sistemas de apoyo a la decisión clínica, internet de las cosas, etc).

Igualmente, existen proyectos internacionales como el epSOS (European Patient Smart Open Services), piloto europeo de interoperabilidad, cuyo objetivo es permitir el acceso a los datos médicos de los ciudadanos fuera de su país.

En definitiva, la sanidad privada tendrá cada vez mayor protagonismo en el sistema asistencial español, imponiéndose la transformación digital como uno de los pilares de la sostenibilidad del mismo y con el reto de la interoperabilidad entre los diferentes sistemas  y a nivel  internacional.

(*) FEDEA. Impulsar un cambio posible en el modelo sanitario. McKinsey & Company; 2009