Inicio | Noticias | Reforma europea de las Pensiones de Empleo, un paso más en el camino
Reforma europea de las Pensiones de Empleo, un paso más en el camino
Noticia, 
Rincón de las Instituciones

Reforma europea de las Pensiones de Empleo, un paso más en el camino

Mercado

Esther Lago Medina

Inspectora de Seguros en el Área Jurídica de la Subdirección General de Planes y Fondos de Pensiones de la DGSFP

""La normativa europea no podía quedar al margen de la preocupación por las pensiones futuras. Aun reconociéndose explícitamente en la misma, la enorme importancia que tienen los regímenes de pensiones de la Seguridad Social en términos de protección social para garantizar un nivel de vida decente en la vejez, se reconoce al mismo tiempo que estos regímenes están sometidos a una presión cada vez más fuerte. Una consecuencia directa de lo anterior lo constituye el crecimiento a nivel europeo de los regímenes complementarios de pensión de empleo. En este contexto hay que situar las últimas reformas normativas europeas en la materia y que se concretan en dos Directivas con fechas de transposición próximas.

La primera es la Directiva 2014/50/UE del Parlamento Europeo y del Consejo, de 16 de abril de 2014, relativa a los requisitos mínimos para reforzar la movilidad de los trabajadores entre Estados Miembros mediante la mejora de la adquisición y el mantenimiento de los derechos complementarios de pensión. A pesar de no haber conseguido la portabilidad de los derechos complementarios de pensión de empleo entre los Estados Miembros por falta de consenso, se logró la adopción de unos requisitos mínimos de plazo (tres años) y edad mínima (veintiún años) para la consolidación de aquéllos cuando los trabajadores se desplazan. En principio sólo para los desplazamientos entre Estados miembros, si bien el propio texto permite la aplicación a los afiliados que cambien de empleo dentro de un único Estado miembro, lo que garantizaría la equidad.

La segunda, es la Directiva 2016/2341 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 14 de diciembre de 2016, relativa a las actividades y la supervisión de los fondos de pensiones de empleo. Limitada esta última al ámbito de los planes de pensiones de empleo, en el transcurso de las negociaciones europeas se desecharon del proyecto inicial los aspectos cuantitativos relacionados con la solvencia que seguían un enfoque orientado al riesgo, ciñéndose el texto  al ámbito de la actividad y transferencia transfronteriza, de gobierno y de información. Importantísima la regulación de una declaración de prestaciones de pensión, que incluirá previsiones de las mismas, tan importantes para la planificación futura de partícipes y beneficiarios.

Con todo, y aunque el reto inicial de partida se ha visto rebajado en ambas Directivas, podemos afirmar, sin embargo, que estas iniciativas eran necesarias para avanzar en la tan necesaria reforma de las pensiones de empleo privadas. Cualquier paso en la dirección de la transferencia de las mismas, en la mejora del régimen de información a partícipes y beneficiarios o en el intento de suavizar el efecto de unos riesgos de longevidad y mercado asumidos por los mismos cada vez mayores, ha de ser abrazado con interés, aunque no dejemos de admitir que es solo un paso más en el camino que, por descontado, sigue al frente.