Esta radiográfica del mercado asegurador latinoamericano realizada por el máximo responsable para el grupo de la región se sustenta en una apuesta firme en la que el objetivo “es seguir el plan estratégico, pero no que vayamos a anular aquellos negocios que en un año no den rentabilidad. Eso se mide a medio plazo”.

Casas asevera que la compañía no evalúa “dejar de estar en ningún país. Sí en algún ramo, reestructurarlo o dejarlo en suspenso hasta que el mercado cambie por el foco rentable. Pero vemos que no hace falta tomar medidas muy drásticas”.

 

Foco en el crecimiento orgánico rentable

De cara a la expansión de la compañía, el directivo reafirma que “somos multirramo, multicanalidad. La expansión la queremos hacer en varios canales. En países donde tenemos poca red agencial la vamos a fomentar (México República Dominicana y América Central). Y donde ya es razonable desarrollaremos la venta digital”.

Además, en cuanto a alianzas y acuerdos, detalla que actualmente quieren “profundizar más. Ampliar esos acuerdos y llegar a que tengan la relevancia que puede tener el del Banco de Brasil o el del BHD en República Dominicana”. En la actualidad MAPFRE tiene en la región “2.164 acuerdos de distribución por ramos y países”.

Para Casas “el contar con una posición importante en Estados Unidos y en Latinoamérica nos da ventajas. La principal son sinergias. Hay más de 50 millones de mexicanos viviendo en Estados Unidos y ya tenemos algunas pólizas, como la transfronteriza de turistas para que los norteamericanos que visiten México tengan cobertura y viceversa”. Por ello, concluye, el foco “está en el crecimiento orgánico rentable, lo que no quita que si surge una posibilidad la vamos a estudiar”.

Noticias relacionadas

La economía mundial seguirá técnicamente estancada

El Seguro en América Latina se sofistica y reduce su brecha de protección

Antonio Huertas: “Latinoamérica siempre suma y Norteamérica volverá”