La confirmación de la calificación refleja las expectativas de S&P de que NACIONAL DE REASEGUROS continuará desarrollando su papel de liderazgo en el mercado de reaseguro español y que mantendrá un nivel de capitalización ajustado al riesgo muy cercanos a un nivel ‘AAA’. Además, supera “confortablemente” un hipotético escenario de impago de la deuda soberana española, requisito de la agencia para otorgar calificaciones por encima de las del riesgo soberano de España.

S&P destaca la ejecución “con disciplina” de la estrategia de diversificación geográfica del negocio y que la entidad está construyendo una “sostenible y rentable posición fuera de España, en particular en los países nórdicos, Francia, Italia, y Portugal”. Indica que la reaseguradora está utilizando “su establecida y probada competencia como proveedor de cobertura de servicio con una suscripción, una gestión y una presencia local sólida”.

Desde S&P se anticipa un crecimiento del total de primas suscritas por la entidad de entre un 3% y un 5% en 2016 y 2017, gracias al negocio exterior. “Estimamos que el ratio combinado neto de No Vida permanecerá por debajo de 95%, con poca volatilidad”, concluye.

Noticias relacionadas

NACIONAL DE REASEGUROS gana un 5,9% más en 2015