En las explicaciones sobre esta revisión, la agencia de calificación mantiene su expectativa de que el grupo asegurador mantenga la fortaleza financiera y de su negocio durante los dos próximos años.

Por otra parte, S&P también ha mejorado el rating de las obligaciones simples (con vencimiento en 2015) a 'BBB+' desde 'BBB', así como de las obligaciones subordinadas de la aseguradora, que vencen en 2037, a 'BBB-' desde 'BB+'. “Esto implica que actualmente todas las emisiones de MAPFRE ya tienen grado de inversión”, concluye el grupo asegurador.