Las nuevas disposiciones de carácter general serán aplicables a las instituciones de seguros y sus agentes con la finalidad de que éstos tengan establecidas sus obligaciones. De esta forma, se observó que es inadecuada la implementación de los requisitos de las disposiciones, especialmente de la supervisión impuesta a las instituciones con respecto a lo realizado por sus agentes. El GAFI detectó que son débiles los requisitos para la verificación de la identificación de tenedores de pólizas de seguros que no son beneficiarios. No hay controles para mitigar el riesgo respecto de la postergación de la verificación de la identificación, incluso con compañías que acaban de nacer, informa ‘El Economista’.

La Secretaría de Hacienda se comprometió a emitir las disposiciones para la diligencia con lo cual estaría cumpliendo con las recomendaciones del GAFI, para ello, ha elaborado un proyecto con el visto bueno del sector. Cabe destacar que el proyecto en cuestión prevé que con independencia del umbral las instituciones de seguros deberán integrar y conservar un expediente de identificación de cada uno de sus clientes, previo a que se celebren los contratos para realizar operaciones. Además, el proyecto prevé regímenes simplificados o reducidos de la debida diligencia con el cliente en contratos de bajo riesgo y con ciertos límites operacionales.

Estas medidas simplificadas o reducidas se admiten en operaciones de seguros de vida con una prima anual menor al equivalente a 2.500 dólares y en seguros de pensiones derivados de las leyes de seguridad social. Esto permitirá a las instituciones de seguros completar la verificación de la identidad del cliente tras el establecimiento de la relación comercial.

COMPARTIR