Cuando se les preguntó acerca de los desafíos para poner en práctica su estrategia, el 75% citó la crisis de la eurozona como un tema principal, mientras que casi el mismo porcentaje (73%) apuntó también al exceso de regulación y a la inadecuada reglamentación.

Por otro lado, de las respuestas obtenidas [acceso a resumen en formato pdf] se evidencia un enfoque de las aseguradoras hacia los mercados emergentes, pues un 70% ve en Asia un área muy importante para su crecimiento, mientras que un 46% tiene en cuenta América del Sur como un mercado de gran importancia para su crecimiento en los próximos 12-24 meses.

Seis de cada diez encuestados (59%) esperan que la rentabilidad de su grupo aumente en los próximos 12 meses, mientras más de la mitad espera que el dividendo se mantenga estable. Los encuestados se muestran en general cautelosamente optimistas sobre las perspectivas de la industria de seguro, con un 56% de las respuestas que espera un endurecimiento de los precios, y casi la totalidad (92%) que cree que su capacidad de suscripción se mantendrá estable o aumentará durante el próximo año.

Sin embargo, en la línea con las preocupaciones frecuentemente citadas sobre la economía mundial, los CEO de los grandes grupos aseguradores creen que los mercados de valores caerán y los mercados de renta fija se mantendrán estables, en un entorno de aumento de la inflación.

BANCA Y SEGUROS TIENEN MODELOS DE NEGOCIO MUY DIFERENTES

“La industria aseguradora desempeña una función vital como estabilizador de la sociedad y de la economía mundial, tanto como partícipe importante en los mercados financieros como por su papel como amortiguador de los individuos y de las empresas que sufren una pérdida asegurada”, recuerda Nikolaus von Bomhard, presidente de la Asociación de Ginebra y de MUNICH RE. “Los resultados de esta encuesta revelan que los líderes de algunas de las mayores aseguradoras del mundo están preocupados por que una regulación inadecuada e innecesaria del riesgo sistémico pueda afectar a su capacidad para desempeñar este papel”, advierte.

Por su parte, John H. Fitzpatrick, secretario general de la asociación, incide en que el sector asegurador apoya las iniciativas del G-20, y “creemos –añade- que el desarrollo y la promoción de políticas eficaces de supervisión y regulación para reducir el riesgo sistémico y colmar las lagunas de información es en beneficio de todos”. “Sin embargo, la banca y los seguros tienen modelos de negocio muy diferentes y papeles muy distintos en la sociedad y la economía mundial, por lo tanto deben ser regulados de manera diferente”, matiza. “Esta encuesta –concluye- muestra que la industria de seguros sigue estando muy preocupada por que los reguladores opten por una respuesta por motivos políticos en lugar de centrarse en una metodología apropiada para el Seguro”.