Asimismo, “queremos continuar siendo embajadores de la Marca España a través de nuestras buenas prácticas en el mundo, seguir exportando nuestra singular forma de trabajar y de actuar, y continuar siendo fieles a nuestros valores, de los que nos sentimos orgullosos, que nos han traído hasta aquí y que nos mantendrán en el futuro”.

“Es muy importante destacar que ponemos el foco en el camino, no en el resultado, porque el resultado tiene que ser la consecuencia del trabajo bien hecho. Solo así, con el compromiso interno de todos nosotros, conseguiremos transmitir este entusiasmo al exterior y ganar la confianza de nuestros clientes”, apunta.

Incide, además, en la importancia de que los miembros de la organización estén implicados en la implementación de la estrategia. “Es fundamental –comenta- que todos hagamos nuestra la estrategia y pensemos qué podemos hacer cada uno, como parte del equipo, para contribuir a su consecución”. Asimismo, añade, “todos tenemos que entender hacia dónde vamos, por qué vamos hacia allí, y cuál es la forma más adecuada para hacerlo; cuál es la meta y cuáles son los principios irrenunciables, ¡porque no vale todo!”.

Acceso a la revista corporativa de MAPFRE [.pdf]