Tomey, que entrará a formar parte del OpCom, decidirá y ejecutará la estrategia de los intangibles: reputación corporativa y reputación del Chief Executive Officer (CEO), identidad, marca, cultura corporativa, comunicación, relaciones institucionales y responsabilidad social corporativa (RSC). En sus nuevas responsabilidades, explicaba Dávila a la organización, “se encargará del desarrollo de una política proactiva para detectar riesgos reputacionales, al mismo tiempo que generará relaciones sostenibles con grupos de interés basadas en la transparencia, la credibilidad, el compromiso y la ética profesional. Asimismo, contribuirá al reconocimiento y liderazgo sostenido de AON en el mercado y en Iberia”.

Tomey llevará a cabo sus funciones en colaboración y en coordinación con las Direcciones Corporativas de Recursos Humanos, Marketing y Ventas, Legal, Financiero, Relaciones Institucionales y Comunicación.