Con más detalle, la agencia señala que la capitalización de OCASO se beneficia de una “alta rentabilidad y  una significativa retención de ganancias” durante los últimos años. Además, se destaca el apoyo que supone la cobertura de los eventos catastróficos en España por parte del Consorcio de Compensación de Seguros.

“La rentabilidad global del OCASO es fuerte”, remarca la agencia en su informe, en el que avanza que el beneficio neto de la aseguradora ascendió el pasado año a 108 millones de euros, en su nivel histórico más alto y ligeramente por encima de logrado en 2011. Este resultado refleja el más que sólido rendimiento técnico de la entidad, con un ratio combinado de No Vida en el 83%.

“OCASO sigue siendo uno de los líderes en seguros de Decesos, que es su principal línea de negocio. Ha consolidado su fuerte posición de mercado en este segmento a través de la adquisición de carteras de los competidores que salen al mercado, además de por su fuerte canal de distribución, que incluye un gran número de agentes de venta en España”, se indica desde la agencia.

A.M. Best mantiene una perspectiva ‘negativa’ sobre las calificaciones de la aseguradora, reflejando su alta exposición a la economía española y los efectos de la crisis de la deuda soberana de la eurozona. Un 96% de las primas brutas suscritas vienen del mercado local. Además, la exposición de activos de OCASO se centra principalmente en mercados europeos, con aproximadamente el 50% de los activos totales invertidos dentro de España.

La agencia señala que una acción negativa en el futuro sobre los ‘rating’ de la aseguradora tendría su origen en un mayor deterioro de la crisis de deuda soberana de la eurozona, en particular, en bonos soberanos y corporativos  españoles, por ello también “consideramos improbable, en el corto y medio plazo, llevar a cabo movimientos al alza en las calificaciones de la compañía”, concluye la agencia en su informe.