No nos vendría mal un poquito menos de inmobiliario y un poquito más de fondo de pensiones tradicional como medida de diversificación de cara al futuro”, ha explicado en declaraciones a RNE recogidas por Europa Press.

Ha recordado que la sostenibilidad del sistema de pensiones, que formaba parte del consenso político, es “muy importante” y ha destacado que con ello no se debería “jugar”. Además, ha hecho hincapié en que los sistemas de pensiones privados han de tener “un papel complementario” en todo esto.

Roldán ha reconocido que la evolución del sistema financiero en los últimos años ha generado pérdidas en estos productos, pero también ha mencionado que la forma favorita de ahorro para la jubilación en España siempre ha sido la inversión inmobiliaria. “En el inmobiliario hemos perdido todos un 50%, que es lo que ha caído el precio de la vivienda. En general, ha habido pérdidas en inversiones financieras y no financieras”, ha concluido.