La nueva entidad Generali Investment Partners gestionará la plataforma multi-boutique con el objetivo de ser la número uno de este tipo en Europa. Se espera que los activos de los inversores institucionales externos gestionados asciendan a 2.500 millones de euros en los primeros cinco años y que se dupliquen en los cinco años siguientes.

Esta plataforma desarrollará estrategias de inversión en deuda de infraestructuras tanto para clientes internos como externos, aprovechando el compromiso de capital del grupo con esta clase de activos. En el nuevo modelo multiboutique, GGI invertirá en deuda de infraestructuras a través de un amplio ámbito de inversión geográfico y sectorial y desarrollará una gama de productos y soluciones para los inversores. Además, como filosofía de inversión, adoptará un enfoque de selección de inversiones tanto desde el punto de vista de la calidad crediticia como de los factores medioambientales, sociales y de gobernanza.

Se prevé que las oportunidades de inversión sean también abundantes para GGI como inversor, tanto a nivel superior como a nivel intermedio. Además, la naturaleza a largo plazo de este tipo de inversiones encaja perfectamente con los pasivos de GENERALI.

Los otros socios en la joint venture de GGI son Philippe Benaroya, Alban de La Selle y Gilles Lengaigne, tres financiadores de infraestructuras con gran experiencia y una trayectoria de inversión demostrada.