Von Bomhard confirmó que el objetivo para el ejercicio 2013 “es alcanzar un resultado consolidado de cerca de 3.000 millones. Tras el buen resultado del primer trimestre, estamos seguros de poder lograr nuestro objetivo de beneficios." Señaló, sin embargo, que el resultado del primer trimestre no debe simplemente extrapolarse para el conjunto del año.

La Junta de Accionista ratificó el pago de un dividendo de 7 euros por acción para el ejercicio 2012 (el año anterior fueron 6,25 euros). De esta manera, el grupo reparte entre sus accionistas más de 1.250 millones.

El pasado año, afirmó el presidente, “tuvimos que hacer frente a difíciles condiciones de mercado. Sin embargo, hemos superado claramente nuestro objetivo de resultado consolidado inicial de 2.500 millones, con un beneficio al final del año de 3.200 millones”.