La compañía también se ha puesto en contacto con sus asegurados en las últimas horas para informarles del cambio, “una decisión de carácter estrictamente empresarial” y que “no conllevará movimientos o cambios en la estructura organizativa”.

Fuentes de la aseguradora han confirmado a El Periódico de Aragón que el cambio de domicilio social se produce “preservar la seguridad de todos los clientes, empleados y colaboradores” y comenta que “todo lo que está sucediendo puede desembocar en situaciones de incertidumbre e inseguridad jurídica y no queremos que eso suceda”.

Cabe recordar que MGS SEGUROS adquirió en el año 2009 la aseguradora EUROMUTUA, cuya sede social estaba en Zaragoza.

COMPARTIR