Quienes no ahorran aducen razones de incapacidad, pero también citan la distancia temporal hasta el momento de la jubilación. El incremento de los salarios sigue siendo la variable que, según la población, más animaría a la población a ahorrar (73%), y en menor medida se alude también al fomento de los planes en las empresas (40%) y la ayuda de las Administraciones Públicas en la planificación de la jubilación (40%).

El estudio constata que este año ha aumentado el ahorro medio  mensual, hasta 314,8 euros, frente a los 282,7 euros de 2016 y recuperándose las tasas de 2014 (309,6 euros). Entre quienes preparan su jubilación, seis de cada diez ahorra en planes de pensiones (individuales); y tres de cada diez, en depósitos. La edad media a la que se considera aconsejable ahorrar se sitúa en los  34,4 años.

Déficit de información y responsabilidad individual

La mayoría de la población (7 de cada 10) reconoce un déficit de información acerca de la jubilación. Los grandes temas sobre los que los ciudadanos demandan mayor nivel de información son el importe de su futura pensión y la edad a la que podrá jubilarse

Por otro lado, el informe muestra que la estimación de la pensión media por parte de la población se sigue situando por debajo de la pensión media efectiva, y considerablemente por debajo de lo que se considera necesario “para vivir sin aprietos”: el 40% del total de población admite desconocer el importe de la pensión media. Entre quienes  sí dicen conocerlo, el importe se cifra en 773 euros, por debajo de la pensión  contributiva de jubilación que concede la Seguridad Social. La cifra estimada también se encuentra por debajo de la cantidad mensual “necesaria” estimada para vivir sin aprietos  (media de 1.300,07 euros).

En torno a siete de cada diez ciudadanos se inclinan por opciones que supondrían reforzar la responsabilidad individual: el 73% considera piensa que, para que la Seguridad Social pueda soportar el coste de las pensiones, sería razonable que cada cual eligiera libremente la edad de jubilación y cobrara según lo cotizado. Además, un 81% del total de la población considera aconsejable que cada cual ahorre para complementar su jubilación.