Los ingresos, por su parte, se situaron en 20.297 millones de euros (-4,7%) y las primas, en 17.219 millones de euros (-4,3%). El grupo destaca que ha sido un “contexto complicado” por la fuerte depreciación de las principales monedas de los países en los que opera y por el descenso de los rendimientos financieros, consecuencia de los bajos tipos de interés. A tipo de cambio constante, los ingresos habrían crecido un 1,4% y las primas, un 2,2%.

“El negocio en España sigue siendo el motor de crecimiento”, destaca el comunicado. Asimismo, se remarca la contribución al resultado de MAPFRE RE y las Áreas Regionales Latam Norte y Latam Sur, y la positiva evolución del negocio de MAPFRE GLOBAL RISKS y MAPFRE ASISTENCIA.

El ratio combinado del grupo ha mejorado 0,7 puntos porcentuales, hasta el 98,1%, destacando la evolución de España (especialmente en el negocio de Autos, Salud y Accidentes), Latam Norte, Latam Sur y MAPFRE GLOBAL RISKS. Además, el ratio de Solvencia a finalizar junio se situó en el 201,7%, con un 93,3% de capital de máxima calidad (TIER 1), “apoyado en una alta diversificación y estrictas políticas de inversión y gestión”.

El patrimonio neto se situó en 9.798 millones, mientras que los fondos propios, a cierre de septiembre de 2018, ascendieron a 8.267 millones. Los activos totales, por su parte, se situaron en 67.888 millones.  Las inversiones del grupo al cierre de los nueve primeros meses de este año ascendieron a 49.883 millones, correspondiendo el 54,4% a deuda soberana y el 18,7% a renta fija corporativa. En renta variable están el 5,3% de las inversiones; en inmuebles, el 4,3%; en fondos de inversión, el 2,6%; en tesorería el 5,2%, y el otro 9,5%, en otras inversiones.

Las primas en España crecen un 13,4%

El Área Regional Iberia (España y Portugal) incrementó su volumen de primas un 13%, hasta 5.939 millones. El beneficio, por su parte, se situó en 354 millones y el ratio combinado mejoró 2 décimas, hasta el 93,8%. España, por su parte, incrementó el volumen de negocio un 13,4%, hasta 5.842 millones, apoyado –en gran medida- en el aumento del negocio de Vida (26,9%), si bien el negocio de No Vida también creció un 7%.

En Autos, la facturación ascendió a 1.695 millones, una cifra que representa un crecimiento del 2,6%, con una mejora en medio punto porcentual del ratio combinado –que se situó en el 90,7%- y la favorable evolución del negocio de VERTI. A cierre de septiembre, MAPFRE aseguraba 5,7 millones de vehículos (142.000 más que en septiembre de 2017).

Las primas de los ramos de Seguros Generales crecieron un 12,3%, hasta 1.430 millones, y las de Salud y Accidentes se incrementaron un 5,7%, cerrando el mes de septiembre en 573 millones de euros y registrando una mejora del ratio combinado (-2,3 puntos porcentuales), hasta situarse en el 97,3%.

El negocio de MAPFRE VIDA, por su parte, creció un 27%, hasta 2.024 millones. Este significativo incremento está motivado por la emisión de una póliza de colectivos de Vida aunque, si se excluyese, el negocio seguiría mostrando una muy buena evolución, al crecer un 9,3% (frente a una caída de un punto porcentual del sector). El patrimonio de los fondos de inversión se situó en 3.476 millones (-4,9%), mientras que los fondos de pensiones crecieron un 2,8%, hasta los 5.066 millones.

Descensos de ingresos en los negocios internacionales

Sobre el resto de Área Regionales, cabe apunta las caídas de ingresos en Brasil (-13,4%, hasta 2.986 millones) y Latam Norte (-32,6%, hasta 983 millones), por las comentadas depreciaciones de divisas, además del efecto de la póliza de PEMEX en México, que se emitió en 2017, es plurianual. En todo caso, se matiza que la mayoría de los países de la región “crecen en moneda local a muy buen ritmo”.

En Latam Sur, los ingresos bajan un 6,5%, hasta 1.206 millones, por el 4,7% que bajan en Norteamérica (en Estados Unidos el descenso es el del 8,3%), hasta 1.885 millones. Además, las primas en el Área Regional Eurasia disminuyeron un 6,3%, hasta 1.356 millones.

Riesgos Globales retorna a beneficios

La Unidad de Reaseguro presentó un descenso del 10% en primas, hasta 2.972 millones, lo que se explica, en parte, por la depreciación del dólar, moneda habitual en este negocio. No obstante, el beneficio neto crece un 16,5%, hasta 113 millones, pese a haber tenido que hacer frente en este trimestre al tifón Jebi en Japón -con un impacto neto de 39 millones de euros-. Asimismo, sigue destacando la evolución del ratio combinado, que mejora 2,1 puntos porcentuales, hasta el 94,5%.

La Unidad de Riesgos Globales, por su parte, obtuvo primas por valor de 824 millones de euros (-13,2%), también afectado por el efecto de las divisas. Es importante destacar que el resultado de esta unidad fue de 13 millones de euros, frente a pérdidas de 87 millones de euros en septiembre de 2017”.

Por último, los ingresos de la Unidad de Asistencia, Servicios y Riesgos Especiales a cierre de septiembre de este año se situaron en 765 millones, un 11,9% menos.

Antonio Gómez Ciria, nuevo consejero independiente

El próximo 20 de diciembre la compañía abonará el dividendo a cuenta, aprobado por el Consejo de Administración, de 6 céntimos por acción con cargo a los resultados del ejercicio 2018.

Por otra parte, el grupo anuncia que el Consejo de Administración ha designado a Antonio Gómez Ciria como consejero independiente por el procedimiento de cooptación, con efecto 1 de enero del próximo año. Sustituye a Rafael Márquez Osorio, que cesa al cumplir el periodo máximo de permanencia, previsto en el reglamento del consejo.

Gómez Ciria es licenciado en Ciencias Económicas y Empresariales y en Ciencias Matemáticas por la Universidad Complutense de Madrid y Executive MBA por el IESE. Ha desempeñado diferentes puestos de responsabilidad en FCC y en InverCaixa y ha sido presidente del Instituto de Contabilidad y Auditoría de Cuentas.