“La estrategia de crecimiento rentable está funcionando. Su implantación es progresiva, pero en los países en los que está más avanzada, como España, Italia, Turquía y Colombia, los resultados son muy positivos y ya se ven reflejados en los datos del primer semestre”, detalló el directivo, explicando que los datos se basan en un “gran rigor técnico, una fortaleza financiera y una sólida posición de solvencia”.

En el plano internacional, el directivo señaló que las variables macroeconómicas de Brasil “van a ir mejorando”, mientras que en Turquía la compañía tiene “confianza plena” en volver a registrar “los crecimientos del pasado”. Por otro lado, la aseguradora sigue “a la espera” de obtener la licencia para operar en el negocio de seguros de China: “Seguimos pensando que China es un país para el negocio asegurador”, concluyó.

Fitch eleva a ‘positivo’ su pronóstico

Fitch ha revisado al alza el pronóstico para las calificaciones de MAPFRE, desde ‘estable’ a ‘positiva’, a la vez que ha mantenido la nota de fortaleza financiera en ‘A-’; el rating de emisor de crédito sigue en 'A-'.

La agencia explica que esta revisión refleja la “solidez” y “resiliencia” de las ganancias del grupo, así como su “fuerte posición de capital”. Además, la mejora de pronóstico es consecuencia de la revisión que la firma realizó la semana pasada sobre España, tras mejorar también su perspectiva a "positiva" con una nota de ‘BBB+’.

Según Fitch, MAPFRE está “sustancialmente expuesta” a la economía española, pues es en esa área donde genera alrededor del 60% de sus beneficios.

Por otro lado, la agencia deja abierta la posibilidad de subir el rating del grupo si se elevase la nota soberana de España, añadiendo que al contar la aseguradora con una perspectiva positiva no se anticipa una alta probabilidad de que se produzca una rebaja de nota, salvo que la aseguradora sufriera pérdidas significativas que tuvieran un impacto material sobre su capitalización.