“Nosotros proponemos retornar al Impuesto sobre la Transferencia de Bines Industrializados y Servicios (ITBIS) para que pueda ser compensable, porque eso representó en su momento una pérdida de casi 800 millones de pesos (20,84 millones de dólares), lo que trajo como consecuencia que las compañías de seguros se vieran en la necesidad de aumentar las primas”, indicó.

Manifestó que un estudio a 18 países de Latinoamérica indica que 16 de estos tienen un IVA, que es un impuesto igual al ITBIS y que sólo Panamá y República Dominicana tienen un impuesto selectivo al consumo para gravar el seguro. Considera, por ello, que esa situación permite que esta nación sea menos competitiva que los demás países latinoamericanos.

Afirmó que a partir de ese escenario el seguro de Vida Individual prácticamente ha desaparecido, lo que “quitó empleo a mucha gente porque había cerca de 800 agentes de seguros que vivían de esa actividad”.

Explicó, por otra parte, que la economía ha estado creciendo, en forma proporcional, más que el seguro. Manifestó que si el Estado se asegurara, la situación actual de ese sector fuera diferente. "Tú te imagina que la línea del metro colapse por un terremoto y haya que buscar todo ese dinero para hacer ese metro de nuevo. La mayor parte de la línea dos pasa por suelo arcilloso y los terremotos en zonas muy arcillosa destruyen todo", indicó Villamán, al tiempo que recordó que el Estado ha invertido mucho dinero en obras que no están aseguradas.

ADECUACIÓN LEGISLATIVA

El presidente ejecutivo de Cadoar también expresó que su organización está proponiendo una modificación a la Ley de Condominio para que el seguro de condominio se pueda cobrar mensualmente y se incluya dentro de la cuota de mantenimiento que deben pagar los residentes.

Explicó que estos edificios tienen una cuota de mantenimiento que incluye agua, luz, vigilante y otros servicios de áreas comunes, en la que también se puede agregar la parte que corresponda a un seguro que beneficie a todos por igual antes cualquier eventualidad que afecte la edificación.