Los hogares españoles han incrementado en 40.406 millones su saldo de activos financieros, debido principalmente a la revalorización del precio de los activos, lo que ha supuesto el 84% del aumento total del saldo.

El 16% restante -6.438 millones- correspondió a las adquisiciones netas por parte de las familias, destacando dos activos en particular: Instituciones de Inversión Colectiva (fondos y sociedades de inversión), de las que las familias suscribieron 8.455 millones de euros netos en los tres primeros meses del año; y los seguros, con unos flujos financieros de 3.172 millones en el trimestre.

En el lado opuesto, es reseñable la salida de 669 millones que los ahorradores han retirado de los planes de pensiones.

A 31 de marzo, el 11,5% del ahorro financiero de las familias estaba en seguros y entidades de previsión social, en el mismo porcentaje al término de 2016. Los planes de pensiones, por su lado, acumulaban el 5,5% de los activos financieros.

COMPARTIR