Concretamente, los planes del Sistema Individual cierran el primer trimestre de 2018 con una rentabilidad anual del -0,04%, según los datos de Inverco.

El mal momento de las bolsas ha llevado a las categorías con mayor exposición a acciones a registrar rentabilidades anuales negativas. En cambio, matizan desde la asociación, los planes de Renta Fija Largo Plazo y los garantizados han cerrado el mes con rentabilidades interanuales positivas.

En el largo plazo, los planes registran una rentabilidad media anual (neta de gastos y comisiones) del 4,06% para el total de Planes. Asimismo, en el medio plazo (5 y 10 años) presentan una rentabilidad media anual del 3,57% y del 2,22%, respectivamente.

Algo más de 32 millones de prestaciones netas en el mes

El volumen estimado de aportaciones brutas a planes del Sistema Individual en marzo sería de 190,6 millones de euros, mientras que las prestaciones sumarían 222,9 millones, con lo que el volumen de prestaciones netas del mes alcanzaría los 32,3 millones.

En la elaboración de esta estadística se incluye una muestra de 1.110 planes de pensiones del Sistema Individual, que representa en torno al 99% de su patrimonio, es decir, 73.893 millones y 7,61 millones de cuentas de partícipes.