[Manuel Chicote]

P.- Si echa la vista atrás, ¿cuáles son los principales hitos de RGA RE en este periodo?

Gary Comerford.- El gran activo de RGA RE en todo este tiempo son los clientes. El segundo son los empleados; cuentan con carreras muy largas y es uno de los apartados con los que la compañía se siente más orgulloso. También es importante contar con una importante dosis de innovación en lo que hacemos, como clave del éxito. Lo intentamos aplicar en la suscripción del negocio facultativo como esencia del negocio de RGA RE. Una contratación individuo a individuo, no contratos automáticos, si no analizando en cada caso la posibilidad de acceder a un seguro o no. Esta ha sido la clave del inicio de RGA RE y sigue siendo la gran ventaja competitiva respecto a nuestros competidores.

P.- ¿Dónde ve a la compañía en los próximos 40 años?

Gary Comerford.- Es muy difícil hoy en día saber qué nos va a deparar el futuro y más en un plazo tan largo como son 40 años. Lo que tiene claro RGA es que tendrá que adaptarse a los cambios que se vayan produciendo en los mercados volcándose en los clientes y en los que éstos necesitan, como hemos hecho en el pasado. Sí sabemos que tenemos que estar con el cliente. Si una organización no cambia con ellos no sobrevivirá. Nos adaptaremos para seguir cumpliendo con las expectativas de nuestros clientes y darles el mejor servicio. Este seguirá siendo el secreto del éxito en los próximos 40 años.

LOS SISTEMAS DE PENSIONES SON INSOSTENIBLES

P.- Si hablamos de la región EMEA, ¿cuáles son las perspectivas de la región?

Olav Cuiper.- No hay una respuesta concreta porque es una región muy amplia. Hay áreas como Sudáfrica y Turquía con crecimientos rápidos; otros, como el caso de los países europeos, están experimentando un momento duro económicamente hablando con crecimientos entorno a 0. Pienso que es una situación en transición o de reequilibrio y que no irá a más; soy bastante optimista para el futuro. Creo que necesitamos un par de años más para lograr un adecuado ajuste y para limpiar el sistema, pero después de este periodo la protección familiar, la de los empleados crecerán porque los Gobiernos y el sistema de seguridad social demandan ofertas de este tipo. Así que pienso que este crecimiento se producirá en el medio plazo, entre tres y cinco años, en Europa.

P.- Hoy en día preocupa mucho la longevidad en un gran número de los países EMEA, ¿qué soluciones puede aportar RGA RE en este sentido?

Olav Cuiper.- En Europa el gran reto es que la sociedad está envejeciendo y hace que el sistema de pensiones sea insostenible en el largo plazo. Es decir, lo que conocemos como Estado del Bienestar va a quebrar antes o después por los cambios demográficos. Es un hecho.
Desde RGA entendemos el riesgo, el de mortalidad y longevidad y lo reaseguramos. Como ejemplo, en el mercado inglés hemos realizado muchas transacciones; en Holanda también y tenemos gran experiencia en estos riesgos. Consideramos que el sector privado tiene que complementar al público y RGA está ahí para ofrecer soluciones a este tipo de riesgo.
No hay una respuesta concreta, aunque nosotros ayudamos a las compañías aseguradoras. Lo fundamental es que hay que cambiar por la sencilla razón de que los sistemas no son sostenibles.

EL SECTOR HA TENIDO UNA REACCIÓN EXCELENTE

P.- ¿Cómo afecta la situación actual de crisis económica que padece España al sector asegurador desde el punto de vista de RGA RE?

Rosa Alegría.- El sector está reaccionando muy bien ante la situación de crisis. Las cifras de evolución de la industria no son malas considerando el entorno en el que nos movemos. Por lo tanto, ha tenido una reacción excelente. Creo que ha mejorado muchísimo sus eficiencias productivas y se ha adaptado muy bien en un momento complicado como este.
Además, es un entorno muy cambiante en normativa. Hay un montón de elementos que han confluido en un momento crítico y, sin embargo, la reacción del sector en general, y también caso a caso, han tenido una performance buenísima y diría que está dando una lección de cómo hacer las cosas bien.

P.- ¿En qué afecta más la situación que ha descrito de dificultad económica para el sector?

Rosa Alegría.- La lección que digo que está dando el sector repercute en muchos cambios internos en cada una de las organizaciones, de las compañías de seguros. Cambios sobre cómo quieren hacer frente con nuevos productos a las demandas de los clientes, modificando la tipología de los mismos, modificando también las redes de distribución que quieren utilizar, adaptándose a un mundo que está cambiando mucho en cuanto a demanda de redes de distribución, diferentes a las tradicionales.
Por ejemplo, muchas instituciones que estaban acostumbradas a trabajar para el mundo bancoasegurador, se podrían haber visto afectadas por la bajada de los préstamos y haber retrocedido de manera brutal en las primas, y no se ha producido. Y no ha ocurrido porque han innovado con productos nuevos que han sustituido a los anteriores ligados a préstamos. Las aseguradoras se han adaptado con un catálogo más amplio.

P.- ¿Cómo se traduce a la labor de un reasegurador como RGA todos estos cambios?

Rosa Alegría.- Para un reasegurador como nosotros, esto es lo que sabemos hacer: ayudar a nuestros clientes cuando identifican una oportunidad en un producto nuevo y no tienen experiencia. Para esto está el reasegurador, para traer una experiencia de fuera, para apoyar con capacidad cuando se necesita. Así que nuestro papel es más vital que nunca, si cabe, en los momentos de cambio.

P.- ¿En qué otros aspectos han mejorada las compañías?

Rosa Alegría.- Lo han hecho en multitud de campos. En eficiencia de la gestión, en procesos mucho más limpios y transparentes hacia los clientes, puesto que era una demanda de ellos mismos. También han mejorado un catálogo de productos que es diferente a años anteriores; muchos ramos nuevos en los que han entrado muchas empresas que no lo habían hecho hasta ahora, como Accidentes, Enfermedades...
Está habiendo un cambio importante y el Reaseguro está ahí para dar apoyo en todas estas innovaciones que las compañías quieren hacer. Se apoyan en nosotros porque les viene bien la experiencia de una multinacional que en el mundo ve muchas implementaciones diferentes y cuenta con un importante know-how que ayuda al desarrollo del producto y también en identificar cuál es la mejor manera para hacer frente a lo que el cliente final necesita.

NO TENEMOS CLIENTES, TENEMOS PARTNERS

P.- Como responsable de RGA RE en España y Portugal, ¿qué quieren hacer en el medio plazo; cuáles son los objetivos?

Rosa Alegría.- El reasegurador tiene un rol que participa muy activamente en todo el diseño innovador de productos nuevos hacia los clientes y luego en parcelas como el reaseguro financiero. Éstas últimas son muy activas ahora, porque es natural que el reaseguro aporte a los clientes capacidad para mejorar sus consumos de capital o para apoyar a financiar redes de distribución que requieren elementos no habituales. Tenemos un papel muy importante y a mí me gusta pensar que es así. La prueba está en que nuestros clientes son nuestros partners y cuando les pedimos  que nos veamos un rato en una celebración por nuestro cumpleaños, vienen y están con nosotros porque se sienten así, y desde luego nosotros nos sentimos partners de nuestros clientes.

P.- ¿Y cómo se traducirían estos ‘propósitos’ en número y objetivos?

Rosa Alegría.- En el Reaseguro se habla más bien de cuotas y nosotros ahora mismo por reconocimiento de clientes estamos entre los tres primeros en España y no sólo queremos eso, queremos más. Nuestros planes son seguir siendo un elemento importante; que cuando los clientes piensen en un reasegurador que le da soporte y apoyo en un producto nuevo o en una red nueva que quieren desarrollar, queremos estar en su cabeza como los primeros, como el líder en aportar mejores soluciones, más cercanas, mejor desarrolladas y más rápidas.