“Hemos superado, con un incremento en su cifra de ventas, un año que presentaba una situación económica, local e internacional, difícil. Nuestra consolidada posición y experiencia en el mercado español así como el “footprint” y las oportunidades que nos proporciona formar parte del grupo ALLIANZ WORLDWIDE PARTNERS, nos han permitido ofrecer innovadoras soluciones a nuestros partners”, afirma Laurence Maurice, CEO de la entidad en España y directora de la Región Sur de Europa del grupo matriz.

“La importante inversión realizada en innovación, experiencia de cliente y digitalización ha derivado en el lanzamiento de soluciones específicas para sectores de mercado emergentes y en todos nuestros ámbitos de negocio que nos sitúa en una posición de liderazgo para proporcionar respuestas únicas y adaptadas para las necesidades de cada mercado y cliente. Nuestro objetivo es crecer un 10% anual y mantener un alto índice de satisfacción de nuestros partners, clientes y empleados”, apunta.

Las cifras de la entidad han sido facilitadas en el marco de las cuentas anuales presentadas por ALLIANZ WORLDWIDE PARTNERS, que reflejan que el pasado año alcanzó una facturación de 7.272 millones euros, un 14% más que en 2014 (11% con tipo de cambio constante) El resultado operativo fue de 266 millones (+21% y +15% con tipo de cambio constante) y el ratio combinado quedó en el 97,9% (99% en 2014)

El grupo, que cuenta con 16.000 empleados en todo el mundo, llevó a cabo 40 millones de expedientes gestionados. El objetivo para 2020 es llegar a los 10.000 millones de facturación y 500 millones de resultado operativo.