De hecho, un 58% de ellos afirma que sería menos propenso a utilizar los servicios de una empresa que haya sufrido un incidente, según el informe Small Business Reputation and the Cyber Risk.

Con este telón de fondo, Affinion destaca que la confianza juega un papel importante en cada fase de la relación con el cliente y remarca que sin confianza hay menos probabilidades de que un cliente puntúe favorablemente a una empresa.

“A pesar de que son las grandes organizaciones las que normalmente ocupan los titulares relacionados con el cibercrimen, las pymes son aún más vulnerables”, indica Raquel Aznar, Comercial and Marketing Senior Director de Affinion. A lo que Eduardo Esparza, Country Manager de la firma, añade: “El hecho de que muchos propietarios de pymes no tengan ni el conocimiento ni los recursos necesarios para proporcionar ciberseguridad a sus empresas y a sus clientes es preocupante, pero quizás lo más alarmante es el hecho de que muchos otros den por hecho que el cibercrimen es algo que solo afecta a las grandes empresas, lo que puede ocasionar dramáticas consecuencias”.

A la hora de evaluar la calidad de las experiencias, los consumidores "necesitan sentirse satisfechos tanto con la propia empresa como con la relación que mantienen con ella", para poder sentirse comprometidos, según indica el informe de Affinion El Consumidor Conectado. "Necesitan confiar plenamente en la empresa y saber que pueden hacerlo". De hecho, el informe muestra que la confianza juega un papel importante en casi cada fase de la trayectoria de un cliente hacia el customer engagement y la fidelización.