Durante una rueda de prensa auspiciada por la Asociación y recogida por el diario ‘La Estrella’, se reveló que la actividad aseguradora que actualmente se da en el país contribuye con un 3,5% al Producto Interno Bruto (PIB), posicionándose como uno de los sectores de mayor valor agregado a la economía panameña. En cuanto a la penetración en el país en comparación con América Latina, Panamá se posiciona con un segundo puesto de la lista que está liderada por Chile.

No obstante, desde la Apadea señalan que, a pesar del avance que ha tenido el sector, hay cierta inquietud en el ramo de automóvil, el cual en el mes de julio de 2012 alcanzó los 62,8 millones de dólares en siniestros, un aumento del 21,9% respecto a julio de 2011, con una siniestralidad del 57,0% sobre las primas suscritas. Según revelaron durante la rueda de prensa, otro factor que preocupa es el incremento de las colisiones y el aumento en el precio de las piezas, lo que incide en el costo de los siniestros, además de que le toma más tiempo a las aseguradoras atender los reclamos, debido a la falta de piezas en las agencias distribuidoras de vehículos.

Por último, la competitividad también ha aumentado, convirtiéndose en otro factor que afecta al ramo, pues los costos del negocio se han incrementando, matizaron desde la asociación, aunque las tarifas no han variado, concluyen.