El terremoto de magnitud 7,1 que el pasado jueves se produjo en Honduras no se espera que tenga un resultado significativo en pérdidas aseguradas, según AIR Worldwide Corp. La firma de modelización de catástrofes, según ha informado Business Insurance, considera que los daños en bienes asegurados serán mínimos ya que muchos de las propiedades comerciales afectadas por el seísmo carecen de cobertura aseguradora.

El gerente de la Cámara Hondureña de Aseguradores (CAHDA), José Luis Moncada, confirma que las pérdidas por el terremoto han comenzado a ser evaluadas por las aseguradoras locales, aunque indica que aún es pronto para ofrecer cifras provisionales, informa el diario local El Heraldo. Moncada afirma que el sector asegurador está preparado para la recepción de reclamaciones de sus clientes y afrontar los compromisos por terremotos o movimientos sísmicos fijados en las pólizas por Incendios.