El estudio refleja que las compañías que son eficaces a la hora de implementar programas de bienestar mejoran en la prevención de los riesgos para la salud, llegando a reducir en un 25% los casos de hipertensión y en un 24% los de diabetes. Asimismo, aumentan en un 35% la participación de los empleados en este tipo de iniciativas.

“Las empresas con programas de salud son más productivas, tienen menor rotación y el ingreso por empleado es un 50% mayor. Los datos demuestran la importancia de los programas de prevención y la necesidad de promover hábitos y un estilo de vida saludable entre los empleados y su impacto positivo en la empresa”, explica Matarranz.

 

El 42% de las empresas españolas consideran el cuidado de la salud y la productividad como factores clave

Según datos del estudio, el 42% de las empresas españolas consideran el cuidado de la salud y la productividad como factores clave en la estrategia de bienestar de la organización. La gran mayoría (86%) confía en que su compromiso con estas iniciativas se incremente en los próximos 3 años. De hecho, 2 de cada 5 tienen presupuesto para implementar nuevos programas o tecnologías.

Entre los aspectos prioritarios en las estrategias de salud, las compañías de nuestro país identifican la mejora de la seguridad en el trabajo (97%), la productividad (86%), la vigilancia de los riesgos laborales (83%) y la mejora de la implicación de los empleados en los programas de bienestar (81%).

Por último, una de las asignaturas pendientes puestas de manifiesto en el estudio es el seguimiento y la medición periódica de resultados, factor clave para el éxito de este tipo de programas. Las empresas españolas fallan en este aspecto, ya que solo 2 de cada 10 miden su impacto en la prevención de la salud y la productividad.

Noticias relacionadas

WILLIS TOWERS WATSON destaca el papel del Seguro en el apoyo del trabajador expatriado

El coste de la cobertura médica que las empresas ofrecen a sus empleados seguirá creciendo en 2016