El ramo técnico se paso de un pago de 1 millón en marzo de 2012 a 10,8 millones este año; Incendios experimentó el aumento más significativo al pasar de 2,3 millones a los 16,3 pagados hasta marzo de 2013; Accidentes Personales tuvo que desembolsar 2,7 millones cuando el pasado año se quedó en 819.000 dólares, y Fianzas pasó de 3 a 7 millones.

El vicepresidente ejecutivo y gerente general de MAPFRE PANAMÁ, Dino Mon, ha señalado que considerar la situación como alarmante no es correcto, dado que en años anteriores las cifras han sido superiores. Considera el directivo que si en los próximos meeses no se presentan imprevistos el año podría cerrarse con porcentajes habituales.

Por su parte, Eduardo Fábrega, presidente ejecutivo de ASSA, quiso restar importancia a las cifras y mencionó que el aumento se podría atribuir al incendio del almacén Madison de Albrook Mall, el pasado mes de marzo. Fábrega también se refirió al aumento de los siniestros en Autos. Mencionó que el deterioró en los últimos dos años “es preocupante”. Lo atribuye a la alta competencia en la venta de seguros puesto que obliga a bajar las primas, algo que considera que no “no es sostenible”.