Durante el último año, los rendimientos nominales que estas entidades entregaron a sus afiliados equivalen al 15,64%, mientras que las utilidades alcanzaron por primera vez el 6,67%. Por su parte, las inversiones se destinaron a valores de Gobierno; en un 54,07% a instrumentos gubernamentales, mientras que el 17,40% se destinó a la deuda privada del país.

En renta variable de nivel internacional, las Afores invirtieron un 13,14% de los recursos, un 9,31% en renta variable nacional, un 3,89% en instrumentos estructurados y un 2,19% en deuda extranjera.

En México operan 12 Administradoras después de la operación de compra de BANCOMER por parte de XXI BANORTE.