Así lo muestran los primeros datos oficiales según la información de la Superintendencia General de Seguros (Sugese) y que publica ‘La Nación’. “La conclusión tras la apertura, es que los seguros llegan a más personas. Se ha aumentado en casi 1,5 millones de asegurados adicionales”, destacó Tomás Soley, superintendente General de Seguros.

Durante el año pasado se comercializaron 2,1 millones de pólizas en el país, donde ya se registran 5,7 millones de asegurados. El INS sigue siendo el principal competidor del mercado. Añadió que las pólizas colectivas, que agrupan a muchas personas en un mismo contrato, favoreció el aumento de la cobertura.

Tras ocho décadas del monopolio por el Instituto Nacional de Seguros (INS), que finalizó en agosto de 2008 con la promulgación de la Ley Reguladora del Mercado de Seguros, sin embargo, la apertura efectiva ocurrió dos años después, cuando SEGUROS MAGISTERIO comenzó a vender pólizas. Actualmente hay 12 aseguradoras autorizadas en el país, además de 213 seguros personales registrados y 273 generales, según información de Sugese.

SE DESPIERTA LA CLTURA DE SEGUROS

Por tipo de pólizas, el mayor incremento ocurrió con los seguros de Vida, que casi se duplicaron en los últimos cuatro años. Estos pasaron de 260.767 contratos, en el 2010, a 466.054 el año pasado, según los datos de Sugese. “La apertura en Costa Rica ha generado un despertar a la cultura de seguros. Los consumidores ya se cuestionan sobre la forma en que están cubriendo sus riesgos”, recalcó Silvia Pardo, jefa de Mercadeo y Ventas del INS.

Agregó que, con la competencia, las personas y las compañías pueden comparar y adquirir lo que consideran un mejor producto. En el caso de la rama de seguros de no vida (vehículos, incendio, accidentes, entre otros), la competencia es en el costo de la póliza. “El precio es el factor de mayor peso en la decisión de la gran mayoría de los asegurados”, aseguró Gina Muñoz, gerente general de QUÁLITAS, aseguradora especializada en las pólizas para vehículos.

Ricardo Picado, gerente general AVANTO CORREDURÍA DE SEGURO, comentó que hoy las personas y las empresas pueden asegurar más cosas con una mayor cobertura y menos deducible con la misma cantidad de dinero utilizado para una póliza antes de la apertura.

El mercado de seguros del país se mantiene, desde la apertura del monopolio, en torno al 2% del producto interno bruto (PIB). “Al comparar la profundidad de la industria, con el resto de países de Latinoamérica, estamos a la mitad de la tabla”, concluye Soley.