En declaraciones a BNAmericas, el director de administración y finanzas de MARÍTIMA SEGUROS, Milton Bellizia Filho, ha indicado que “el mercado ha estado creciendo en los últimos años a tasas de dos dígitos, lo que puede representar una participación de 6% del PIB brasileño en los próximos tres años. Con un dinamismo económico de esta magnitud es necesario contar con un ente regulador más estructurado, profesional y moderno que cree las condiciones necesarias y suficientes para garantizar un crecimiento seguro del mercado, proporcionando así beneficios para todos los participantes del mercado, en particular a los asegurados", dijo.

DEJAR ATRÁS EL “ANACRÓNICO” SUSEP

Bellizia Filho ha hecho un llamamiento para que la Comisión se establezca como un órgano independiente “sobre la base de la meritocracia y los conocimientos técnicos adecuados, libre de la influencia política en un tema tan sensible e importante". Manifiesta también que bajo estas circunstancias “puede actuar con mayor flexibilidad, capacidad de respuesta y representación en el mercado”, dado que cuenta con “un soporte legal más activo” que ofrezca al sector y a la sociedad mayor tranquilidad.

En virtud de la propuesta, el órgano regulador de Brasil asumiría mayores facultades para intervenir en el mercado y tendría mayor independencia para obrar. En definitiva, según la directiva de MARÍTIMA este cambio implicaría dejar atrás la estructura anacrónica de la SUSEP.