Durante su intervención, revisó algunas de las propuestas que IDIS hace para contribuir a la sostenibilidad del sistema, sin perjudicar la calidad asistencial de los pacientes. Entre ellas, se encuentra la colaboración mediante conciertos con la sanidad privada. “Los conciertos suponen un ahorro significativo para el sistema público. Por ejemplo, si algunos procedimientos se hicieran mediante conciertos el sector público se podría ahorrar entre un 15% y un 70%”, indicó.

También el mutualismo administrativo supone un ahorro del 40% al Sistema Nacional de Salud. “Nuestra propuesta es incorporar medidas como la ampliación del mutualismo administrativo a otros colectivos como funcionarios de Comunidades Autónomas y corporaciones locales y provinciales, ya que podría generar un ahorro de 956 millones de euros a la sanidad pública”, aseguró Vilches.

Asimismo, IDIS considera que es conveniente la promoción de concesiones. “Una de las ventajas de esta fórmula de colaboración es que permite dar respuesta a la insuficiencia financiera de la Administración Pública ofertando una solución sanitaria en la que la administración controla y limita todos los resultados”, detalló.

Finalmente, señaló que el sector sanitario privado cuenta en España con 6,8 millones de asegurados que copagan voluntariamente su seguro de Salud, lo que supone una liberación de recursos para el sistema público. En este sentido, se estima que el paciente que hace uso exclusivo de la sanidad privada ahorra 1.174 euros al año a la sanidad pública y que el que realiza un uso mixto de la sanidad (privada y pública), supone un ahorro estimado de 569 euros.