Añadió el presidente de LIBERTY que “aún nos falta mucha cultura en este sentido”, refiriéndose al nivel de conciencia que tienen los ciudadanos de la región cafetera de Risaralda para asegurar sus bienes.

Según las estimaciones de LIBERTY SEGUROS, el 10% de las personas aseguran sus viviendas contra incendios, sólo el 28% de los vehículos cuentan con un seguro. Unos datos que están con la media del país. Por su parte, el seguro de Vida únicamente es contratado por el 5% de estos ciudadanos, “y eso que ha crecido el porcentaje gracias a los microseguros”, puntualizó.

Añadió también que en la región cafetera se presentó un fenómeno después del terremoto de 1999: “ocurre que después de desastres o emergencias como los temblores la gente adquiere seguros; pero lo hacen más por temor que por conciencia, por lo cual con el pasar del susto la gente sigue igual y no adquiere ningún seguro”, dijo.

La aseguradora está dispuesta, manifestó Mauricio García, a liderar una campaña en el país para aumentar la conciencia de los ciudadanos sobre el seguro desde las edades tempranas.