Según ha informado hoy en primicia el BDS, UNESPA mantuvo ayer contactos con representantes de su Comité Ejecutivo con el fin de valorar la propuesta realizada por el Consorcio de Compensación de Seguros (CCS) para solucionar las discrepancias surgidas entre las entidades y el organismo público sobre quién y en qué cuantía debe asumir el pago de los daños causados por la Tempestad Ciclónica Atípica registrada del 23 al 25 de enero.

La propuesta que desde el CCS se ha planteado no ha gustado nada al sector, ya que consideran que parte de una interpretación estricta de la cobertura, en base a rachas de vientos superiores a 135 km/hora. No obstante, dada la envergadura del hecho, la constancia del insuficiente número de estaciones de medición existentes y la falta de precedentes anteriores, y con objeto de poder alcanzar una solución amistosa del evento, al parecer desde el organismo público se ha propuesto una cobertura en aquellos municipios donde se hayan registrado vientos de más de 120 km/hora, con un anillo de seguridad de dos términos municipales como margen, deducidos aquellos municipios con mediciones oficiales inferiores a 120 km/hora. Esta nueva propuesta supondría que la carga de indemnizaciones asumida por el CCS alcanzaría un 53,87% del total de la siniestralidad registrada a finales de enero.

Otro de los aspectos que no ha gustado a las compañías es que se haya quitado de la propuesta ahora presentada por el CCS la catalogación como ‘evento único’ de esta Tempestad Ciclónica Atípica.

Por otra parte, esta Redacción ha podido confirmar que para el miércoles de la próxima semana, día 17, se ha convocado una reunión entre Ricardo Lozano, como presidente del CCS e impulsor de la propuesta que se ha hecho llegar ahora a UNESPA, con representantes de los principales grupos aseguradores afectados por el ciclón de enero. En principio se prevé que participen en esta reunión José Manuel Martínez (MAPFRE), Javier de Agustín (AXA), Vicente Tardío (ALLIANZ) y José María Serra (CATALANA OCCIDENTE), entre otros.

Profunda preocupación en el Reaseguro

La situación que está generando la resolución de esta Tempestad Ciclónica Atípica está siendo vista con gran inquietud por parte del sector reasegurador, y en particular por los grandes grupos mundiales, que hasta ahora pensaban que situaciones de este tipo en España estaban resueltas gracias la intervención del CCS, y ahora se encuentran con siniestros que podrían impactar fuertemente sobre sus resultados. Algunos de los grandes grupos apunta ya que, de asumir las indemnizaciones por este ciclón, significaría el mayor siniestro al que tienen que hacer frente en estos momentos en Europa. Se comenta ya que esta situación tendrá un claro impacto en las próximas renovaciones cara a 2010.