Así se desprende de un estudio realizado por DIRECT SEGUROS entre una muestra de 600 personas, mayores de edad y residentes en España, entre los días 1 y 8 de junio de 2017, que también indica que 4 de cada 10 españoles confiesa que reduce su velocidad cuando hay agentes de la Guardia Civil en las carreteras.

Entre otras conclusiones, el estudio también revela algunos de los comportamientos menos seguros al volante: entre ellos, como afirma un 25%, el uso de móviles mientras se está conduciendo a pesar de su prohibición o incluso añadir la ruta en su GPS una vez se ha emprendido la marcha; o la realización (uno de cada tres conductores) de largos recorridos sin realizar las paradas recomendadas.

A la hora de emprender un viaje, el estudio destaca que 6 de cada 10 familias lo planifica con antelación para evitar los grandes atascos a las salidas de las grandes ciudades; un 10% afirma conducir por las noches para evitar las aglomeraciones; un 35% consulta mapas en Internet a la hora de elegir el trayecto para evitar las carreteras más colapsadas; un 28% consulta la app oficial de la DGT; y un 16% se informa a través de la radio y medios de comunicación.

Respecto a las precauciones que toman los conductores antes de emprender un viaje largo, un 90% asegura revisar las ruedas; un 82%, los frenos; y un 57% prefiere llevar el coche al taller para su correcta puesta a punto.

COMPARTIR