Las aseguradoras, como ya adelantamos el viernes, son ALLIANZ, AIG, GENERALI, AVIVA, AXA, METLIFE, PING AN INSURANCE (GROUP) Co. OF CHINA., PRUDENTIAL FINANCIAL y PRUDENTIAL. Dieter Wemmer, director financiero de ALLIANZ, apuntó que si bien es demasiado pronto para dar una evaluación detallada de la postura regulatoria global, su grupo está bien posicionado para gestionar nuevos requisitos. "Aunque seguimos siendo de la opinión de que el negocio de seguros en general, y ALLIANZ, en particular, no representa un riesgo sistémico, reconocemos la decisión del FSB y continuaremos apoyando sus esfuerzos para unos mercados financieros más estables", indicó en un comunicado.

Por su parte, David Snyder, vicepresidente de Política Internacional de la Asociación de Aseguradores de América de No Vida, dijo que el grupo aprecia que, con la designación de solo nueve aseguradoras, la FSB reconoce que el modelo de negocio tradicional de seguros no representa un riesgo sistémico. "Los reguladores de seguros internacionales, a través de la IAIS, han concluido una vez más que ni la experiencia a corto ni a largo plazo de los mercado de seguros, incluso durante la crisis financiera mundial, proporciona evidencia de que el seguro tradicional genere y transmita riesgo sistémico en el sistema financiero o en la economía real", explicó Snyder. "El potencial de riesgo sistémico surge solo de las actividades no tradicionales, o no de las aseguradoras", aseveró.

METODOLOGÍA CUESTIONADA

Sin embargo, Leigh Ann Pusey, presidente y CEO de la Asociación Americana de Seguros, expresó su preocupación por las designaciones y la metodología que los produjeron. Al centrarse exclusivamente en compañías de seguros y otras instituciones no financieras, las normas no son una medida objetiva del riesgo sistémico, dijo en información que recoge 'Business Insurance'.

POSICIÓN CONTRARIA DE INSURANCE EUROPE Y DE LA GFIA

Por su parte, desde Insurance Europe, se expresa el apoyo de los esfuerzos de las autoridades para garantizar la estabilidad financiera, pero considera que “un sistema que conduce a la identificación de las aseguradoras, más que a actividades específicas, que puedan plantear un riesgo sistémico no es correcto”. “La metodología y las medidas utilizadas para crear la lista de aseguradoras que se han identificado como de importancia sistémica por el FSB no está suficientemente adaptado al modelo de negocio de los seguros”, se indica.

En una línea similar, la Federación Mundial de Asociaciones de Seguros (GFIA) se muestra decepcionada por que no se haya dado un mayor reconocimiento a las características específicas del modelo de negocio de los seguros en la metodología para identificar a las aseguradoras mundiales sistémicamente importantes. Frank Swedlove, presidente de la GFIA, lamenta que no haya habido una adaptación de las medidas para abordar el riesgo sistémico de la banca a las características de los seguros. “La naturaleza de los activos y los pasivos de las aseguradoras es muy diferente de la de los bancos. Cualquier metodología y las posibles medidas que se aplicarán a las empresas de seguros deben reflejar esta realidad en mayor medida que hasta ahora”, comenta.