Hoy en día la industria de seguros está atravesando por muchos cambios que van a definir la siguiente generación de aseguradores. Muchos de estos cambios están influenciados por las nuevas tecnologías que están modificando el comportamiento del consumidor, tecnologías como canales digitales, telemática, redes sociales, dispositivos móviles y analítica.  Por otro lado, los consumidores también están siendo influenciados por estas nuevas tecnologías, tendencias y experiencias que ellos tienen con otras industrias.

El consumidor en línea no necesariamente es un comprador de seguros, pero muchos de ellos poseen seguros y usan sus teléfonos inteligentes para estar conectados. Los consumidores están dispuestos a compartir su información siempre que sean recompensados de algún modo, señala el informe. De hecho, alrededor de 32% de los consumidores van a compartir información siempre que tengan un descuento inmediato y 21% lo hará si tiene un descuento en el futuro; 71% de los consumidores aún prefiere un contacto humano para relacionarse con las compañías de seguros; el resto prefiere canales digitales, ya sean apps, páginas web, redes sociales o chats.

“En el mundo real, los consumidores no son devotos de una industria en especial. De hecho,  no van pensando: “a qué industria voy a dedicarme hoy”. Los humanos somos seres complejo​s, tienen sentimientos y toman decisiones en función de diferentes factores”, afirma Chipana. “La tecnología influye tanto oferta como demanda. Por un lado tenemos a los consumidores que se vuelven cada día más expertos en el uso de tecnología y demandan canales digitales. Por otro lado tenemos compañías de seguros que están mejorando sus canales digitales; canales que se acerquen mejor a las necesidades del consumidor en línea", concluye.