Así, el peso de la red bancaria en la facturación total por primas pasó del 36,7% en 2015 al 42,0% en 2016, con un valor de primas intermediadas de 26.857 millones de euros en este último ejercicio, un 28,7% más en relación con 2015.

El estudio anticipa que, a corto y medio plazo, “es previsible una consolidación de la trayectoria expansiva del canal bancaseguros, en un contexto de favorables expectativas sobre la evolución económica en general y sobre la demanda inmobiliaria en particular, factor este último que impulsará la comercialización de seguros vinculados a la concesión de créditos y préstamos”.

Según Informa, las estrategias de las entidades bancarias en este campo se están basando en un refuerzo de la oferta comercial, con el fin de ampliar los segmentos de clientes atendidos con nuevas gamas de productos. “Para ello, algunos operadores están revisando y mejorando el tejido de alianzas establecido con compañías aseguradoras, mientras que otros están optando por posicionarse en solitario en determinados ramos con potencial de crecimiento, como el de seguros de Salud”, se concreta.

COMPARTIR