La iniciativa impulsada por el Ministerio de Hacienda como parte de su agenda de Mercado de Capitales Bicentenario, introduce modificaciones a la Ley de seguros a fin de consolidar un nuevo enfoque de supervisión basado en la medición integral de los riesgos que enfrentan las aseguradoras. De esta forma, el proyecto establece nuevos requerimientos en materia de capital asociados a los riesgos operacionales, riesgos técnicos de los seguros y riesgos de los activos de las compañías de seguros. Asimismo, se establece un sistema de evaluación de solvencia de las aseguradoras con énfasis en su fortaleza patrimonial, la calidad de su gestión de riesgos y gobiernos corporativos.

En concreto, en materia de supervisión, el proyecto otorga herramientas a la SVS a fin de potenciar una actuación oportuna y un enfoque preventivo por parte de la autoridad, de modo de evitar que situaciones de elevado riesgo en una aseguradora se materialicen y perjudiquen tanto a los asegurados como a la estabilidad del sistema.

Según el comunicado oficial, los cambios que se proponen representan un gran paso en la modernización de la regulación y supervisión de la industria aseguradora, que favorecen el sano desarrollo de la industria y la protección de los asegurados, además de que permitirán una supervisión acorde a los más altos estándares y recomendaciones internacionales.

COMPARTIR