Las declaraciones, recogidas por elasegurador.mx, también dejar entrever que el camino para la implementación de la normativa será complicado y llevará su tiempo. El directivo cree que existen aspectos puntuales “a los que habrá que dar seguimiento ahora” y que la “vigilancia de los detalles será vital para impulsar el desarrollo de la actividad aseguradora en México”.

Entre los puntos que habrá que vigilar están la solvencia que se exige, los requerimientos de capital que deben adecuarse al mercado y que permitan ser competitivos. Solís menciona también otros temas como el rigor técnico y analítico “que reclaman un ambiente propicio para la negociación, lo que implica que las diferencias de opinión no impiden llegar a consensos”.