Dada esta situación, la AMIS realiza esfuerzos y emprende acciones para mitigar los efectos negativos que provocan el fraude y la extorsión en la actividad aseguradora mexicana; ya que sus efectos se traducen en altos costos económicos y sociales, al tener que incrementar primas, porcentajes de deducibles, coaseguros y cuotas de reaseguro, entre otros. Esta tarea, que incluye la colaboración de las asociadas (a través de los sistemas de intercambio de información), autoridades y organismos públicos; ha resultado en distintas iniciativas que se han implementado, o que están en proceso de desarrollo, principalmente, gracias a la coordinación de la AMIS y de los distintos Comités y/o Grupos de Trabajo que la constituyen.

Entre las acciones emprendidas destaca en el ramo de Autos que se implementó el Sistema de Análisis y Prevención (SAP) con el fin de detectar coincidencias en la suscripción de negocios y gestión de siniestros. Además, se concretó un Convenio Sectorial de Destrucción de Chatarra con la finalidad de inutilizar vehículos que no pueden ser rehabilitados para circular y se creó el Sistema de Probables Pérdidas Totales para registrar vehículos que se retiran de la circulación por inservibles y evitar de este modo la clonación de facturas y números de serie, entre otras acciones. También, para incentivar la persecución al delito de detección de fraudes y crear conciencia de prevención, se llevó a cabo el primer Concurso Nacional contra el Fraude en el Sector Asegurador.

En Gastos Médicos Mayores desde la AMIS se ha diseñado el Manual de Medidas Preventivas y Correctivas en Siniestros para conocer cuáles son las principales causas y tipos de siniestro. Además, para evitar la duplicidad de pagos en reembolsos por el uso de facturas electrónicas, se están analizando diversas soluciones en colaboración con el Comité Fiscal de la AMIS.

Asimismo, en el apartado de Vida, se constituyó el Grupo de Trabajo Siniestros Vida, con la finalidad de emitir recomendaciones, elaborar indicadores y desarrollar sistemas que permitan detectar anticipadamente fraudes. También se desarrolló un Manual de Mejores Prácticas para verificación y dictamen de siniestros, proporcionando bases eficientes que permiten controlar la integración del expediente de reclamación. Además, se cuenta con la colaboración del Grupo de Trabajo Médico, entre cuyas funciones se encuentran las de emitir recomendaciones sobre la información que deba requerirse en la solicitud del seguro y elaborar una guía de consulta para la suscripción de riesgos especiales en el seguro de vida y accidentes personales.

COMPARTIR