Las aseguradoras europeas expresan su pleno apoyo al trabajo del Ejecutivo comunitario y consideran que debería centrarse en aumentar el conocimiento de los perfiles de riesgo y las exposiciones de los Estados miembros, así como en la asegurabilidad de los riesgos de catástrofes naturales.

Insurance Europe subraya que la prevención y la gestión de riesgos son esenciales para el bienestar socioeconómico de un país. Como tal, advierte de los efectos adversos de la dependencia excesiva de ayudas tras los desastres, señalando en particular que cuando los Estados y los ciudadanos dependen demasiado de la financiación posterior a los eventos no suelen adoptarse las medidas de prevención y adaptación necesarias.

La federación también anima a la Comisión a seguir compartiendo y promoviendo buenas prácticas en la cooperación público-privada, y en cuanto al tema de la financiación sostenible, hace un llamamiento en favor de una mayor oferta de activos de inversión sostenibles.

Como contribución al objetivo de intercambiar información y mejores prácticas, Insurance Europe destaca en su sitio web recursos que contienen información sobre los planes nacionales de catástrofes naturales y ejemplos de formas en que los aseguradores contribuyen a hacer frente al cambio climático.

COMPARTIR