Con dicha finalidad, el curso se estructura en dos partes fundamentales: de un lado, la orientación sobre los asientos diarios y de gestión propios de la actividad de correduría de seguros, facilitando una serie de pautas sobre los mecanismos de registro de las operaciones habituales del corredor; y por otro lado, el análisis del resto de aspectos contables fundamentales que influyen en su actividad empresarial o profesional.

Asimismo, en el curso se analizarán las novedades normativas aplicable a los mediadores de seguros y el estado de tramitación de proyectos europeos que afectan a la distribución de seguros.