Así explica Fitch los efectos que, sobre el sector asegurador del sur de Europa, podría tener un posible abandono de Grecia de la zona euro a consecuencia de la grave crisis que padece el país. La agencia afirma que la salida de Grecia del euro no es su “escenario base”, pero que, si ocurriera, los ‘rating’ de las aseguradoras españolas e italianas podrían colocarse “en perspectiva negativa o experimentar rebajas limitadas de su nota”, como consecuencia de la degradación que se produciría en la calificación de la deuda de los países.

Añade que, en caso de que la salida fuera desordenada, tanto los países como las aseguradoras sufrirían un “impacto más fuerte” en sus calificaciones

Fitch señala que “los nuevos negocios de las aseguradoras españolas e italianas están disminuyendo debido al esfuerzo de los bancos para captar más depósitos y aumentar su financiación”, algo que tiene un impacto especial en las compañías que utilizan el modelo de bancaseguros. En el lado opuesto a esta situación, las compañías británicas y alemanas están “muy protegidas” de la crisis de la deuda, mientras que las francesas, con la excepción de GROUPAMA, tienen una exposición que se puede considerar “gestionable”.