El evento tiene como objetivos recoger las aportaciones de expertos internacionales en seguros agropecuarios que contribuyan a que Chile cuente con un instrumento de transferencia de riesgos que se adecue a las políticas y posibilidades del sector público y satisfaga las necesidades de cobertura de los agricultores, dada escasa penetración en las economías agrarias de los países de América Latina-Caribe que tienen los instrumentos de transferencia de riesgos, informa la FAO en su página web.

Se espera que el evento aporte información y análisis para enriquecer el proyecto, de modo que el país cuente con una propuesta de mejora de su sistema de seguros agropecuarios, avalada por la opinión de expertos internacionales con experiencia en el ámbito público y privado. También que aporte calificadas referencias para que COMSA cuente con una propuesta de diseño institucional y operativo para la mejora de su gestión, incluyendo la administración de recursos financieros. El Seminario tendrá lugar el 9 de agosto en el Auditorio Hernán Santa Cruz, Oficina Regional de la FAO para América Latina y el Caribe, en Santiago de Chile.

“La actividad agropecuaria está expuesta a eventos climáticos adversos que provocan pérdidas de producción, situación que afecta los ingresos de los agricultores. Ello, adicionalmente, impacta negativamente sobre las finanzas públicas ya que es habitual que los gobiernos aporten recursos financieros o renuncien a tributos, con la finalidad de mitigar los efectos de este tipo de eventos sobre la población rural damnificada. Para corregir este tipo de situaciones es más eficaz y eficiente recurrir al diseño o ajustes de determinadas políticas públicas, de mutuo beneficio, en las que se reconozca el papel del estado, de los agricultores y de la actividad aseguradora, de modo de realizar un adecuado abordaje a un tema de singular y creciente relevancia como lo es la gestión de riesgos en la agricultura”, señala la FAO.

COMPARTIR