La situación de la compañía es mejor y podemos pensar en el futuro de AXA ESPAÑA sin tener que estar mirando hacia el pasado”, afirma en entrevista que hoy publica Cinco Días.

“Para nosotros –comenta- fue complicado asumir algunas decisiones, sobre todo porque no queríamos que los mediadores dejaran de confiar en nosotros. Ahora eso quedó atrás y hemos cerrado el pasado ejercicio con cifras récord en retención de clientes y renovación de carteras”. Los números así lo demuestran: “Hemos cerrado el ejercicio 2016 con una cifra de ganancias bastante superior a 100 millones de euros. Aunque lo más importante para nosotros es que hemos cumplido con los objetivos comprometidos con el grupo”.

Explica que han conseguido crecer al ritmo del mercado en segmentos como Autos, Hogar y Particulares. “Donde hemos conseguido batir al mercado ha sido en los ramos de Empresas y Accidentes”, comenta. Además, en el negocio de Salud y de Vida “ha sido un año excelente”. Y remata: “Lo más importante es que estamos fomentando una tipología de crecimiento muy sostenible”.

Vida Ahorro, un segmento en el que hay que reinventarse

En este sentido, y mirando a futuro, uno de los objetivos que se ha marcado AXA para los próximos ejercicios es aumentar el peso del negocio de los seguros de Vida. “No es que queramos dejar de lado otros ramos, pero consideramos que de cara al futuro es importante llegar a tener una cartera de primas donde las pólizas de Vida pesen alrededor del 50% del negocio en España”, explica Rignault. Vida Ahorro, eso sí, “es un segmento donde todo el sector tenemos que reinventarnos”. “Los esquemas de ahorro a medio y largo plazo que antes eran válidos ya no son atractivos, por los bajos tipos. Algunos productos casi han desaparecido”, concluye el directivo.