El presidente de AGRUPACIÓ MÚTUA, Félix Millet, acusó ayer al ex consejero delegado de la entidad, Jordi Conejos, de falta de “corrección, prudencia y transparencia” por su gestión, según la información de Expansión. La mutua, que cerró el pasado ejercicio con pérdidas de 13,5 millones de euros, celebró ayer su Asamblea General, en la que Millet atribuyó ese descenso a la crisis económica y a la actuación de Conejos, según el periódico.

Declaró el directivo que “las aseguradoras están obligadas a invertir en ciertos activos, entre los que figuran los inmobiliarios y la renta variable”, lo que afectó al resultado de la entidad, a lo que añadió un “factor interno”, aunque advirtió que “fue detectado a tiempo por el Consejo de Administración” de la mutua.

Félix Millet recordó que en abril del pasado año el Consejo de AGRUPACIÓ MÚTUA empezó a reunir información sobre la gestión de Conejos y, “a la vista de los datos reunidos se hizo necesario prescindir de Jordi Conejos”, quien dejó la entidad en julio de 2008. Ahora, continuó Millet, se ha abierto una nueva etapa porque “hacía falta que desapareciera la figura de consejero delegado porque, queridos mutualistas, esta figura tenía demasiado poder”.