“El aumento de precios experimentado durante el verano vuelve a situar los precios prácticamente igual que a principios de año y a niveles similares a los del mes de mayo, lo que viene a confirmar la estacionalidad del periodo comprendido entre junio y agosto, que tiende a repetirse cada año”, explica Gema Reig, directora de Marketing, Internet y Acuerdos de la aseguradora.

El estudio muestra una variación positiva del 0,25% en el acumulado del año. A excepción de Terceros Básico, que baja un 1% respecto a enero, las otras tres categorías de seguros han experimentado un incremento de sus precios medios frente a los que comienzan el año, siendo la subida en Todo Riesgo con Franquicia la más destacada (2%).

De las cinco Comunidades Autónomas analizadas, se destaca que Andalucía es donde más se han incrementado los precios en agosto respecto a junio, con una subida de un 5,75% de media entre las cuatro categorías.