“Aunque hay crecimiento, entendemos que la recuperación del mercado se centra en las renovaciones, y que en obra nueva el mercado aún está muy resentido tras la crisis de los últimos años”, puntualiza al respecto el coordinador del Comité de Detección, Juan de Dios Fuentes. “Por otro lado, se continúa apreciando, como en años anteriores, que el mercado español se focaliza en equipos de bajo coste con una parte muy relevante de productos de tecnología convencional (más de una tercera parte del total), y adicionalmente con una baja presencia de detectores multicriterio/multisensor”, añade.

Pese a la recuperación en los dos últimos años, la asociación matiza que el sector está muy lejos de las cifras logradas en la década anterior 2000-2010. El presente ejercicio se percibe como un año de incertidumbre, con un cierto freno en la inversión, con la expectativa por parte de la organización de que se el mercado active de nuevo hacia el fin del año.

Noticias relacionadas

Los incendios en las industrias crecen un 6%

“Habría que establecer descuentos para quien esté bien protegido contra los incendios”