El ramo de Decesos, el grupo creció un 1% hasta 45 millones en primas, mientras que los negocios de de Subsidio (32 millones), Hogar (25 millones), Accidentes (5 millones) y Vida (17 millones) presentan decrecimientos.

El beneficio neto atribuido al grupo fue de 34,9 millones, un 7% menos, debido a lo casi 6 millones de ingresos extraordinarios contabilizados en 2011. Sin este efecto, matizó Santacreu, el crecimiento habría sido del 4%, por lo que se seguiría en la senda de mejora de los resultados de años anteriores. El resultado al final del año, en todo caso, supera con creces los objetivos fijados en los presupuestos.

La cifra de clientes desciende un 8%, hasta quedar en 1,71 millones, por la rescisión de ciertos seguros colectivos de Accidentes, “con poca prima”. El directivo remarcó, además, que se sigue creciendo “año a año” en el nivel de productivad por empleado. La plantilla media en el ejercicio se situó en 740 personas en las compañías aseguradoras (723 en 2011), 61 en DKV Servicios (51 en 2011) y 917 en Marina Salud (937 en 2011).

Javier Cubría, director general financiero, detalló por su parte que la siniestralidad del pasado ejercicio fue del 79,5% (78,4% en 2011), manteniéndose de nuevo por debajo de los ratios en torno al 80% de ejercicios precedentes. Los mismo sucede con el ratio combinado, que ahora queda en el 93,5% (92,5% en 2011). Apuntó, además, que las  inversiones del grupo (excluida Marina Salud) al cierre del ejercicio ascendían a 520 millones (-4%) a valor de mercado, distribuidas en su mayoría en renta fija (76%). Las plusvalías latentes de estas inversiones alcanzaban los 58 millones, 20 millones más que el año anterior. La cobertura de las provisiones técnicas arrojó un superávit de 150 millones de euros, y el margen de solvencia fue de un 156% sobre el exigido legalmente.

Más allá de los números, los responsables del grupo también destacaron como hitos del pasado año la apertura de nuevas sucursales en Almería, Málaga y Vigo; la reputación entre sus grupos de interés (en el caso de los médicos, por ejemplo, gracias a que se ha conseguido reducir el plazo de pago a 4,77 días de media, o en el caso de mediadores, se han pagado 27,23 millones en comisiones); la labor de Fundación Integralia; o el esfuerzo en cuestiones tecnológicas enfocadas a la comodidad del cliente.