Así lo ha señalado el secretario de Estado de Presupuestos y Gastos, Alberto Nadal, en declaraciones a los medios de comunicación tras comparecer en la Comisión del Pacto de Toledo del congreso.

Nadal ha explicado que si  se agotase la llamada 'hucha' de las pensiones y el Estado no pudiese realizar disposiciones, el Tesoro Público emitiría deuda para pagar las pensiones, y tendría el mismo efecto en el mercado que si la vendiera la Seguridad Social.

Ha descartado, por otro lado, la creación de una figura impositiva específica para sufragar las pensiones, ya para ello ya están los cuatro grandes impuestos y cotizaciones, los “grandes ingresos” de la Administración.  Ha abogado porque la financiación de las pensiones vía impuestos se valore “en cada momento”, ya que la subida de  algunas figuras impositivas, como el incremento del IVA a la restauración y la hostelería propuesto por “algunas instancias internacionales”, dañaría “fuertemente” el empleo y la creación de riqueza en un sector tan relevante como el turismo.

“En cada momento y en función de la coyuntura hay que ver cuál es la combinación óptima de impuestos, y siempre buscando la máxima eficiencia en el gasto del sector público para que los impuestos sean los mínimos posibles”, ha añadido.

Noticias relacionadas

Fátima Báñez propone que las pensiones de orfandad y viudedad se financien con impuestos